México: ¡Es que me acuerdo! Concierto benéfico en Madrid por las víctimas de los terremotos

México: es que me acuerdo. Concierto benéfico

Pero ¡qué de tiempo! Esta vez sí que me merezco un capón, pero es que no tenía ningún concierto del que hablarte. Hace dos años, nadie habría creído que mi primer concierto del año fue el 28 de febrero, pero ¡así viene 2018! Eso sí, mi estreno conciertil de 2018 no pudo ser mejor: una preciosa reunión de muchos artistas y mucho arte en el Palacio de los Deportes de Madrid. Un concierto benéfico por las víctimas de los terremotos de México. ¡Es que me acuerdo!

Mi vida de gira: de vuelta

Ya lo sé, ya lo sé. Desde el balance de 2017 que no aparecía por aquí. Pero es que, ¿sabes? Además de no haber ido a ningún concierto desde aquél maravilloso de Fredi Leis en octubre, ha habido grandes cambios en mi vida últimamente. Son los 30, que vienen fuertes. Y por todo lo que está pasando y va a seguir pasando, seguramente, en los próximos meses, la verdad es que le he prestado poca (o ninguna) atención a mis proyectos personales. Lo siento mucho.

Si me sigues en YouTube, ya te habrás dado cuenta de que hace unos días fui a un concierto. ¡Por fin volví a estar frente a un escenario! Y es lo que vengo hoy a contarte.

México: es que me acuerdo

El pasado miércoles 28 de febrero fue la fecha elegida. Todo surgió a partir de una conversación casual con un compañero de trabajo. «Mira qué cartel», «está chulo», «¿cuánto cuestan las entradas?», etc. Y aunque él al final se rajó, a mí me picó el gusanillo de ir. Y es que ¡menudo cartel! Estaban prácticamente todos los que llevo siguiendo (musicalmente hablando) a lo largo de los últimos años y ¡muchos más! Así que no lo dudé mucho y me compré la entrada. No me atraía demasiado la idea de ir a un concierto un miércoles (sí que vienen fuertes los 30, sí), pero el cartel valía muchísimo el esfuerzo.

La suerte pasada por agua

Hasta el último momento, lo estuve dudando. Pero según salí del trabajo, dejé de pensarlo (para que no me diera tiempo a arrepentirme) y puse rumbo al Palacio de los Deportes de Madrid. Para que no me quejara mucho y el esfuerzo no fuera demasiado, la suerte quiso que encontrara sitio en la calle Fuente del Berro, justo detrás del Palacio. Mejor… imposible.

Eso sí, tenía tres misiones importantísimas antes de acceder al recinto: sacar dinero, hacer pis y comprar tabaco. En ese orden. Porque por muchas ganas que tuviera de ir al baño, tenía que optimizar el tiempo y ya que me metía en un bar, mataba dos pájaros de un tiro y también compraba tabaco, para lo que antes tenía que sacar dinero. Tenía tiempo, todo muy bonito, pero se puso a diluviar. Así que ahí estaba yo, andando por Goya, con mi abrigo como paraguas y buscando un maldito cajero.

Al final, cuando llegué a la puerta del Palacio, el señor agente que me revisó el bolso me preguntó que qué tal, que si estaba muy húmeda. Pues sí, hijo, caladita que iba. (No interpretéis nada raro, mentes calenturientas).

De lujo

Una vez dentro, me puse a la cola para acceder a la parte delantera de la pista. Pues sí, qué quieres que te diga, para un concierto al que voy después de más de cuatro meses, me compro la entrada cara, ayudo más a la causa y veo el concierto como una reina. En primera fila, vaya, que no había casi nadie aún.

El concierto fue precioso. Se notaba quién lo había organizado, me recordó al II Aniversario de Cantauticket en mi amada casa Galileo. Sobre todo, por aquello del arte desbordado y también por lo de «1 artista, 1 canción».

No te voy a contar muchas cosas del concierto porque es mejor que lo veas, que para eso hice un vídeo-resumen de 36 minutazos. Mi lema es: «1 minuto, 1 canción». Más o menos, tampoco vamos a ponernos exquisitos ahora.

En pocas palabras:

Me alegró… ver de nuevo a Andrés Suárez (que no estaba en el cartel que yo vi).
Me emocionó… Funambulista, como siempre.
Me encandiló… el verso de Benjamín Prado.
Me encantó… volver a disfrutar de Marwan sobre un escenario.
Me apunto… para seguir escuchando: a Rafa Pons, El Niño de la Hipoteca y Zahara.

Y seguiría mucho más. También fue un placer volver a ver sobre el escenario a El Kanka, Pedro Pastor, Coque Malla, Dani Flaco, Jorge Marazu, Rozalén, César Pop, Txetxu Altube… Como disfrutar de Miguel Ríos, M-Clan, Elefantes…

En definitiva, no me puedo quedar con un solo instante. Mejor que lo veas tú:

Publicado en Conciertos.

Deja un comentario